Vicepresidenta de Venezuela denuncia plan desestabilizador

La vicepresidenta ejecutiva Delcy Rodríguez denunció hoy un plan desestabilizador en curso contra Venezuela, dirigido desde Estados Unidos y que pretende instrumentalizar falsamente a los trabajadores.

Al intervenir en el acto de instalación del IV Congreso de los Consejos Productivos de los Trabajadores, la también ministra de Economía manifestó tener información que desmarcan y revelan las verdaderas intenciones de ese plan.

Ustedes saben muy bien a quien me estoy refiriendo, son los mismos de siempre, los del golpe de estado, los que intentaron desestabilizar y pidieron “groseras sanciones” para afectar y asfixiar la economía, los mismos que participaron en el sabotaje petrolero y quitaron la electricidad al país, señaló.

Rodríguez manifestó que quieren sacarnos de nuestra agenda de trabajo, de la senda del crecimiento como dijo el presidente Nicolás Maduro en la Asamblea Nacional el pasado 12 de enero.

La funcionaria se refirió a las medidas coercitivas unilaterales, que no emanaron del sistema multilateral de los Estados, sino de la imposición de un gobierno de Estados Unidos y sus aliados que, de forma grosera, violentaron el derecho internacional.

Apuntó que estas son extorsivas porque utilizan la economía como una herramienta política y geopolítica para cambiar el curso, el destino de la soberanía y la voluntad de los pueblos.

No tienen nada que ver con el derecho, con lo normativo y la legitimidad, subrayó.

Denunció que son 928 sanciones, que no son cualquier cosa lo que ha ocurrido contra la economía, es como si hubiesen caído las peores bombas contra nuestra patria, enfatizó.

Por eso hay que contar la historia de lo que han sido capaces los trabajadores y el pueblo venezolano en su conjunto, afirmó.

Señaló que las medidas se concentraron en ahogar las finanzas, la capacidad financiera del país, y por eso sancionaron al Ministerio de Finanzas y a toda la Banca Pública, al igual que a los bancos privados, de imposibilitarlos de tener canales internacionales, apostilló.

De esta forma, explicó, la República Bolivariana quedó aislada financieramente a nivel mundial, no fue solo con un grupo de países, sino con el mundo entero, remarcó.

Detalló que Venezuela perdió 232 mil millones de dólares, que no es cualquier cosa, y apuntó que cuando había ingresos de 56 mil millones de dólares al año, los trabajadores gozaron de los mejores salarios de nuestra región y fue gracias a Hugo Chávez y la Revolución, aseveró.

Agencia Prensa Latina

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *