El doctor Anthony Fauci advierte a los senadores de EE.UU. que reactivar el país demasiado pronto causará “sufrimiento y muerte”

( lanuevaprensa.com.co ) Estados Unidos continúa encabezando la cifra de casos de COVID-19 a nivel mundial. Investigadores de la Universidad Johns Hopkins registraron el martes 1.894 muertes por la enfermedad en solo 24 horas, un fuerte aumento respecto de las contabilizadas a principios de esta semana. Según cifras oficiales, el número de muertos en Estados Unidos asciende actualmente a más de 82.300. En el Congreso estadounidense, los principales expertos en enfermedades infecciosas del país dijeron el martes ante un comité del Senado que se producirían muertes y sufrimientos innecesarios si los estados reanudan sus actividades económicas demasiado pronto. Estas son las palabras del doctor Anthony Fauci.

El doctor Anthony Fauci afirmó: “Existe un riesgo real de que desencadenemos un brote que quizás no podamos controlar, lo que, de hecho, paradójicamente, nos retrasará, no solo provocando sufrimiento y muertes que podrían evitarse, sino que incluso podría retrasarnos en el camino para tratar de obtener una recuperación económica”.

El doctor Fauci reconoció que el verdadero número de fallecimientos en Estados Unidos es “casi seguramente” más elevado que el recuento oficial. Asimismo, Fauci descartó la idea de que una vacuna esté disponible a tiempo para que los menores regresen a clases en septiembre, y cuestionó la idea de que una vacuna pueda resultar efectiva contra el coronavirus.

El doctor Fauci participó de forma remota el martes en la audiencia del Senado, al igual que el director de los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades, el doctor Robert Redfield, el comisionado de la Agencia de Control de Alimentos y Medicamentos, el doctor Stephen Hahn, y el subsecretario de Salud, el almirante Brett Giroir. Varios senadores también participaron a través de videconferencia, entre ellos el presidente del Comité del Senado sobre Salud, Educación, Trabajo y Pensiones, el senador republicano Lamar Alexander, del estado de Tennessee, quien se encuentra en confinamiento voluntario después de que un miembro de su personal diera positivo a la prueba de diagnóstico de coronavirus. El republicano Rand Paul, del estado de Kentucky —el primer senador en haber sido diagnosticado con el virus en el país— participó en la audiencia en persona y no usó mascarilla.

El martes, la cadena de televisión NBC News publicó un informe no divulgado de la Casa Blanca que muestra un aumento de los casos de coronavirus en en comunidades del interior del país. En el primer lugar de la lista de focos más grandes del país estaba la ciudad de Central City, en el estado de Kentucky. Otros focos incluyen a Nashville, capital del estado de Tennessee, la ciudad de Amarillo, en el estado de Texas, y Des Moines, capital del estado de Iowa. El informe filtrado del equipo de trabajo sobre coronavirus del 7 de mayo contradice la siguiente afirmación hecha el lunes por el presidente Donald Trump.

El presidente Donald Trump sostuvo: “En todo el país, las cifras [de casos de COVID-19] están descendiendo rápidamente”.

News Reporter

Agregar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *